DEPORTES | Locales | 17/11/2015
Los portones y paredes de la cancha de Guarani Antonio Franco amanecieron con pintadas amenazantes, luego del descenso al torneo Federal A, tras perder el domingo pasado con Gimnasia de Jujuy.
El presidente de Guaraní Antonio Franco, Roberto Enríquez, confirmó que llevarán el hecho a la justicia y que lo tomó realmente “como una amenaza y voy a ser implacable con todos y los vamos a dejar al desnudo”.

Además confirmó que incorporarán las amenazas que recibieron a través de las pintadas, a la causa que se inició luego del intento de agresión de un grupo de hinchas a los jugadores, después del partido que “La Franja” perdió de local frente a Central Cordoba de Santiago del Estero, en agosto de este año.

“Vamos a ampliar esa denuncia. No están identificados, pero sabemos quienes son e incluso pueden estar avalados por gente de adentro”, dijo el dirigente.