POLICIALES | Provinciales | 01/06/2016
“Estamos muy preocupados ante la posibilidad de que los imputados puedan recuperar la libertad antes de llegar a juicio oral y público.
Según el Pacto de San José de Costa Rica no se puede estar detenido más de dos años sin condena, salvó casos complejos donde se puede extender un poco, pero no mucho más”, manifestó el abogado querellante de los familiares de las víctimas, Javier Millán en diálogo con El Territorio sobre la causa por la muerte de la familia Knack.

Cabe recordar que cuatro integrantes de la familia Knack fueron asesinados tras ser asaltados en su vivienda de Panambí. Por el crimen están imputados y detenidos: Juan Godoy de 46 años, el ex prefecturiano Pablo Julio Paz de 51 años y el chapista Marcial Alegre de 45 años, todos oriundos de San Javier.

Respecto a la investigación, el letrado dijo que hay pruebas claves dado que se encontró ADN de los detenidos en un pasamontaña y que Cristián Kanck declaró antes de morir que a su casa ingresaron cinco delincuentes. Por su parte las defensas de los acusados interponen los recursos con el fin de dilatar el proceso en beneficio de sus clientes.