POLITICA | Locales | 03/07/2017
Así definió el Candidato a Senador por Avancemos, a los llamados “errores” del Gobierno Nacional. “Nosotros lo vemos como ajuste; y que casualidad que siempre se “equivocan” con los sectores sociales más desprotegidos”, sentenció.
POSADAS. En medio del escándalo por la quita de 83 mil pensiones en lo que va del año, el gobierno reconoció otra vez un "error de aplicación de criterio" y dio marcha atrás con la medida que afecta principalmente a personas que tienen algún tipo de discapacidad. El candidato a senador por Avancemos, Adolfo Velázquez, analizó las medidas y planteó que “las equivocaciones del gobierno nacional siempre las pagan los sectores más vulnerables de la sociedad, cuando quitó retenciones, fueron exactos al momento de hacerlo; ahí no consumaron errores”.
En esta línea Velázquez recordó que “en febrero de 2016 comenzó a regir el primer aumento de las tarifas de luz en que tuvo aumentos de hasta el 700% en Buenos Aires; esto hizo que Nación vendiera más cara la energía a Misiones y por ello hoy los misioneros tenemos el triste podio de ser la provincia con la tarifa de luz más cara del país”.
Asimismo el Candidato a Senador de Avancemos recordó la Resolución de la Anses que modificaba la fórmula de cálculo para establecer el aumento de las jubilaciones -establecido por la Ley de Movilidad Previsional-. El nuevo cálculo, significaba de hecho una baja en los montos de las jubilaciones y pensiones. "Si me equivoco doy un paso atrás y me corrijo", expresó entonces el Presidente Mauricio Macri y precisó que el “error” se debió a "un tecnicismo matemático". Luego se dio marcha atrás con el cambio en la fórmula de cálculo. “Esta medida es un claro ejemplo que si no hubiese existido un amplio repudio social, la habría aplicado”, sentenció Velázquez.
Otro ejemplo al que refirió el dirigente, se dio a principios del mes de junio. Se conoció públicamente que el Ministerio de Desarrollo Social de la Nación dio de baja 83 mil pensiones no contributivas amparándose en el Decreto 432 dictado en 1997. Entre los requisitos de la norma sobre el que se ampararon las bajas, figuran la acreditación de un nivel de discapacidad del 76%, la imposibilidad de que el beneficiario o su cónyuge estén amparados por el régimen de previsión o posean bienes o ingresos que permitan su subsistencia.
Ante el repudio generalizado, la ministra Carolina Stanley afirmó: "Se restablecerán todas aquellas pensiones de personas que discapacidad y que, por error de aplicación de criterio, pueden haberse quedado sin cobrar la pensión en este último cobro". En este sentido Velázquez fue contundente: “Este es otro ejemplo de la técnica que utiliza el gobierno de Macri; “si pasa, pasa”; si no hay reclamo social Cambiemos no daría marcha atrás, este es un gobierno que solo beneficia a un sector, a los más ricos”.