OTRAS | Internacionales | 24/08/2017
El grupo yihadista difundió un video alabando al autor del atropello, Younes Abouyaaqoub, por su "conquista de Barcelona"
El autodenominado Estado Islámico (Isis, por sus siglas en inglés) difundió ayer un video en el que alabó a los "hermanos" que atentaron en la región española de Cataluña el pasado jueves y mostraron al final de la difusión fotografías de Younes Abouyaaqoub, autor del atropello masivo en La Rambla de Barcelona que causó 13 muertos y un centenar de heridos. Mientras, Barcelona reforzó la vigilancia y la seguridad en calles y en puntos estratégicos tras los atentados del 17 de agosto, que dejaron 15 muertos y más de 130 heridos en la región de Cataluña.
En la red de mensajería de Telegram, Isis difundió un video, cuya autenticidad no fue verificada, titulado "La conquista de Barcelona" donde varios yihadistas hablan castellano y piden "a Alá que acepte a nuestros hermanos que han llevado a cabo la conquista de Barcelona".
El grupo yihadista amenazó además a España con que si no se retira de la coalición internacional, que lidera Estados Unidos y que lucha contra Isis en Siria e Irak, seguirán cometiendo ataques en territorio español. "Deja de hacer la guerra, nunca los vamos a dejar tranquilos". "Españoles, se olvidan de la sangre derramada de los musulmanes en la inquisición española. Vengaremos su matanza (..) que se está haciendo ahora actual contra el Estado Islámico, pues con el permiso de Alá, Al Andalus volverá a ser lo que fue, la tierra del califato", afirma este terrorista al final de la cinta. Se conoce como Al Andalus (en árabe clásico) al territorio de la península ibérica bajo poder musulmán durante la Edad Media, entre los años 711 y 1492. En el video, de casi tres minutos, hay numerosas imágenes en las que aparece el rey de España, Felipe VI y el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, entre otros, durante el homenaje a las víctimas de los atentados. El video está producido por la oficina de medios de Wilayat Jair, una provincia del califato proclamada en la ciudad siria de Deir Ezzor y sus alrededores, cerca de la frontera con Irak.