Los trabajos comenzaron la semana anterior pero debieron ser interrumpidos como consecuencia de las condiciones climáticas adversas.
Las obras retomaron su curso normal desde las primeras horas del lunes y se extenderán a lo largo de toda la semana, indicaron desde la Secretaría de Obras Públicas.
Asimismo, explicaron que la iniciativa consiste en el perfilado, entoscado y compactado de las arterias, aunque también incluye la limpieza y demarcación de las cunetas con el propósito de favorecer el escurrimiento del agua durante los períodos lluviosos.
En el lugar se prevé el acondicionamiento de aproximadamente diez cuadras.