Con un triplete de delantero uruguayo Luis Suárez, Barcelona goleó al Guangzhou Evergrande 3-0 este jueves, para clasificar a la final del Mundial de Clubes, en la que enfrentará a River Plate.
Suárez puso en ventaja al Barcelona poco antes del descanso, al rematar tras un rebote otorgado por el portero Li Shuan, luego de un violento remate a portería de Ivan Rakitic.

El uruguayo elevó la cuenta a los 50 minutos al controlar con el pecho un pase de Andrés Iniesta y definir de volea.
Concluyó su faena con un penal después que Huang Bowen derribó a Munir El Haddadi en el área.

El campeón europeo no contó con sus astros Lionel Messi y Neymar, cuya participación en la final del domingo está en duda.
Messi no entró en la convocatoria del Barcelona para la semifinal tras sufrir un cólico nefrítico, un tipo de dolor abdominal que suele atribuirse a piedras en los riñones.

Para la final del domingo, la disponibilidad del argentino «dependerá de su evolución», informó el BarÁ§a.

Por su parte, Neymar se está recuperando de una lesión en la ingle.