El mismo ya benefició a 86 empleados que mejoraron su condición y 118 trabajadores que estaban contratados. Además se presentó el nuevo sistema de liquidación de sueldos, que permitirá acceder a los documentos on line y hacer seguimientos y simulaciones salariales de los últimos diez años.

El programa acordado con la Unión del Personal Civil de la Nación permite a los trabajadores de mayor antigÁ¼edad mejorar su relación laboral y salarial y seguirá incorporando a los de mayor antigÁ¼edad en forma paulatina en los próximos meses.

«Esto es un acto de Gobierno que demuestra la calidad de la gestión, pero por sobre todas las cosas la eficiencia y la justicia», indicó Closs.

La calidad de la gestión y la eficiencia, tienen que ver con nuevo sistema de liquidación salarial que «era una necesidad que tenía el Estado misionero porque venía trabajando con un sistema muy viejo» y se transformó en un sistema ágil, explicó Closs, quien estuvo acompañado por los funcionarios a cargo del Sistema Integrado de Administración de Personal, los ministros de Gobierno, Jorge Franco, de Derechos Humanos, Edmundo Soria Vieta, del Agro, José Luis Garay, de Hacienda, Adolfo Safrán y el de Trabajo, Jorge Valenzuela.

«Es una herramienta de avanzada en la calidad de gestión y es de extrema trascendencia e importancia que esto se pueda entregar al próximo gobernador, a Hugo Passalacqua, porque le va a servir día a día. Esto es calidad de gestión, por eso yo quería que sepan los misioneros, porque además lo que queremos es que los trabajadores lo usen y que también desde esta lógica de la administración de los recursos humanos, no hace falta andar cargando un montón de papeles porque hoy nos estamos adaptando a los nuevos tiempos», indicó Closs.

Por otra parte, aseguró que con un criterio de justicia se concibió el pase a planta y recategorizaciones de los trabajadores de más antigÁ¼edad. «Hay diversas formas de terminar mandatos políticos y en muchos lugares se ve que un tal fulano que termina su mandato se está llevando hasta el televisor, o pasó a 400 personas a planta en un municipio y el municipio se prendió fuego. Yo no voy a tomar una sola decisión que condicione a la futura administración, y lo decía antes de haber ganado las elecciones, más allá del color político que fuera, porque uno debe ser custodio del Estado y de los misioneros, yo no entiendo otra posibilidad», argumentó.

«Por eso hemos desendeudado la provincia en estos años de manera increíble y tenemos un final de mandato tranquilo, responsable, honesto, transparente», afirmó.

Closs sostuvo que se trabajó con un criterio de justicia para beneficiar a los trabajadores con más años en el Estado para que no dependan de favores ni el humor de sus superiores. «Mientras eso ocurre van quedando en el Estado cientos o miles de funcionarios que ven pasar gobiernos, ven pasar espacios políticos y siguen contratados de por vida, con el Jesús en la boca pensando que va a ocurrir el 31 de diciembre próximo, si viene o no la renovación del contrato. Tomamos la decisión de hacer un acto de responsabilidad y de justicia y de trabajar el año entero para identificar esos casos donde el denominador común es una antigÁ¼edad de larga data», enumeró el mandatario.

«Ese es el criterio de responsabilidad y justicia. No es el Gobernador ni su equipo ni el Gobierno que termina teniendo una parva de decretos de sus amigos. Es un gobierno que culmina dando un gesto a los empleados públicos que se merecen y hoy tienen este reconocimiento», expresó.

Las recategorizaciones y pases a planta tendrán un impacto mínimo en el presupuesto pero le mejorará la vida a los trabajadores, consideró Closs. «Es una buena acción de Gobierno que se merecen los empleados públicos. El corazón del funcionamiento del Estado son los empleados públicos», culminó.