Con gol de Dujaut a los 25 del primer tiempo el colectivero cortó esa racha que lo tenía a mal traer desde la fecha uno cuando le gano a Los Andes.
El colectivero escalo a la 8° posición alcanzando a Almagro con 24 puntos, la próxima fecha recibe a Ferro, en principio el domingo 29 a las 17:00 hs.
El que no pudo volver con una sonrisa a misiones es Guaraní.
Llego a Tucumán con la ventaja de un 2-1, pero con la certeza de que no debía confiarse de ese resultado y salir a buscar uno favorable, comenzó de la mejor manera.
A los 3 minutos aprovecho un error defensivo y una jugada entre Imbert y Bruno dejo con el arco libre a Barinaga que solo la tuvo que empujar.
Desde ese momento los misioneros apostaron a cuidar el marcador apostando a defenderse de los embates del santo tucumano, que lo empujo y consiguió el empate, a los 21 minutos Briones marco tras un centro del misionero Lentini.
El partido estuvo parado 10 minutos por invasión de hinchas en la cancha, provocada por una sobreventa de entradas por parte de la dirigencia.
Se fueron al descanso con el marcador igualado, con esto la franja tenía el pase asegurado.
El complemento comenzó con los locales atacando y desbordando de centros el área franjeada, los visitantes dejaron de atacar para cuidar el resultado y no atacaron mucho, solo dos o tres llegadas con centros erróneos y muy bien captados por el arquero local.
A los 26 minutos Guaraní se queda con 10 hombres por expulsión de Estefano Domizzi por doble amarilla, luego en una jugada de ataque por parte de Guaraní el jugador Imbert recibe una dura falta por parte del arquero local, el árbitro (de desempeño regular) le saca amarilla generando una reacción alocada de Humberto Zucarelli que increpo al mismo entendiendo quera jugada de expulsión, eso le valió la expulsión del campo.
Parecía que Guaraní se encaminaba a la clasificación pero en el último minuto de adhesión Ramón Lentini tiro un centro y de cabeza nuevamente, esta vez Sergio Viturro desato la euforia de todos los hinchas en la ciudadela.
Así Guaraní se vuelve a la provincia con las manos vacías y la incertidumbre de saber que pasara en el próximo semestre.